martes, 26 de agosto de 2014

Fideua de frankfurt y bacon

Hoy os traigo el plato estrella de nuestros domingos. A mis hijos les encanta. Hace años que la cocinamos y le pregunté a mi marido de donde lo habíamos sacado y cree recordar que lo comimos en la boda de mi primo. Yo no lo recuerdo pero yo os voy a explicar como cocino yo esta fideua de frankfurt.

INGREDIENTES:
1/2 cebolla (si os gusta podéis usar una entera)
1 tomate maduro
1 tarrina de bacon
frankfurt medida hot dog (yo suelo poner 2 o 3 pero eso va al gusto)
1l de caldo de pollo
250-350gr de fideos para fideua (según lo comilones que sean, yo con esta cantidad comemos los 4 unos platos generosos para hacer plato único que podemos acompañar de un poco de ensalada en el centro para picar).

ELABORACIÓN:
Rallar la cebolla y el tomate. Si lo preferís, como cuando cocina mi marido, podéis triturarlo con batidora. 
Sofreír en una paella con un poquito de aceite (yo pongo muy poquito porque luego el bacon suelta más grasa). Añadimos el bacon para que suelte la grasa y acabe de sofreír y al rato los frankfurts cortados.



 No lo dejo mucho rato ya que luego va cocido todo. Añadimos también a sofreír un rato los fideos.



Añadimos el caldo y no lo tocamos hasta que se consuma. Probar si están bien cocidos, si no añadir un poco de caldo más.



Un poco de alioli para acompañar y listos!



Nosotros hacemos nosotros el alioli que más bien es una mayonesa al ajo. Ponemos en la batidora un huevo y un ajo y trituramos y vamos añadiendo aceite de girasol poco a poco hasta que tiene una textura de alioli pero un poco más liquido, sin que llegue a espesar del todo, porque lo queremos para mezclarlo y que se reparta bien por toda la fideua.

Si os decidís a probarla espero vuestros comentarios!!!

jueves, 21 de agosto de 2014

Arena de playa al aroma de naranja

Si si! Habéis leído bien. Como hemos tenido unos días en que no acompañaba ir ni a la playa ni a la piscina (bueno por lo menos a mi que soy muy friolera) hemos buscado un juego para casa que nos recordase a la playa.
Buscando encontré en "Learn, play, imagine" una receta diferente a la arena de playa de harina que hicimos el verano de 2012.
Castillos de arena sin playa
En esta ocasión la masa de juego está hecha a base de bicarbonato sódico.


Aquí tenéis la receta original del blog. Para los que no saben inglés os hago un pequeño resumen con fotos.





Si tenéis jardín para jugar mejor! Porque no veas como quedó la habitación.... Se limpia más fácil la de harina que esta porque al llevar agua al quererla barrer se engancha en la escoba. Los niños tuvieron que ir también directos a la ducha. Pero bueno, es lo que tiene la experimentación!

martes, 12 de agosto de 2014

Repitiendo antiguos momentos

Este verano no estoy publicando muchos posts. Principalmente porque Nil es más grande y ahora ya se entretienen mucho jugando los dos solos sin mi presencia. Nil está en plena etapa de juego simbólico y juega muchísimo solo con sus diálogos inventándose situaciones a todas horas (se entretiene mucho más que Axel). Por otro lado, como Nil es más grande, estamos repitiendo antiguos momentos del blog para que Nil pueda vivenciarlos también, porque cuando Axel los hizo él era un bebé de meses. Así que, por ejemplo, hemos repetido un juego matemático de clasificación de colores con las piezas de construcciones para ayudar a Nil a aprenderse los colores para cuando empiece P3 en Septiembre (aunque no creo que se los aprenda en el mes que nos queda...).

Entrada Como hacer las mates divertidas de Julio de 2012

Esta vez como Axel era más grande me ayudó a hacer las formas diciendo el si quería un cuadrado, un rectángulo, si debía ser grande o pequeño. Y fue idea de él añadir un triangulo y quería que usase también el celo de color blanco. Así que le dije que en el blanco se podían usar todos los colores.

Foto hecho por Axel con su cámara





Dejamos los celos unos cuantos días. Axel los utilizó para clasificar sus animales de plástico de manera espontanea poniendo los de tierra en el cuadrado verde y los marinos en el rectángulo azul. 

Problema que no recordaba de la otra vez: los suelos quedan así

Nada que no solucione un algodón con un poco de acetona


viernes, 8 de agosto de 2014

Magdalenas de conguitos

El otro día comprando en el super mis hijos quiesieron comprar una bolsa de conguitos y la cojí pero con idea de hacer algún bizcochillo o algo. Finalmente en la pagina web de conguitos había una receta de magdalenas con los conguitos dentro y esa hicimos. Mis niños me ayudaron a hacer las madgalenas. Ya teníamos merienda para la tarde y al día siguiente.
Horneamos algunas grandes en el horno y otras minis en la maquina de minicupcakes.



Aquí tenéis el enlace a la receta. Yo la hice sin añadir nesquick a la masa. Ya tenía suficiente con el chocolate de los conguitos. En su lugar le puse un poco de vainilla.

miércoles, 6 de agosto de 2014

Piscina de bolas

Hoy os quiero enseñar una piscina de bolas en toda regla!
Las fotos no son muy buenas porque las ha hecho Axel con su cámara de fotos acuática. Esta aficionándose a la fotografía como su mami.


Otro día añadimos a las bolas cubitos de hielo de plástico helados.

lunes, 4 de agosto de 2014

Bizcocho con ingrediente poco usual

En mayo fue mi cumpleaños. Ha pasado mucho tiempo y no me había acordado de publicarlo pero es que todo tiene un por que. Dio la casualidad que me pasé de la fecha prevista de parto dos semanas, así que a la semana 42 de embarazo decidieron provocarme el parto porque mi hijo Axel no tenía ninguna intención de salir. Pero ni por esas hubo manera por lo que tuvieron que acabar haciéndome una cesárea después de 24h en el hospital. Finalmente mi hijo Axel en lugar de nacer el 29 de abril, como estaba previsto, nació el 12 de mayo, coincidiendo así con mi cumpleaños. Por lo que el día de mi cumpleaños lo pasé en una sala de partos y de regalo tuve una cesárea para conocer a mi primer hijo. Desde entonces el 12 de mayo ha dejado de ser mi cumpleaños para ser el cumpleaños de mi hijo. Pero de vez en cuando me acuerdo que también es el mío y entre los preparativos de la fiesta de cumpleaños de mi hijo saco tiempo para hacer algún bizcochillo para llevar a mi trabajo para invitar a desayunar a mis compañer@s.
Este año quise probar un bizcocho con un ingrediente raro que sabía que mi marido no pensaría probar y que en el trabajo no me sobraría para llevarme a casa si salía bueno.

Llevé el bizcocho y apunté en la pizarra de la sala de profes que tenía un ingrediente poco usual pero que eran mis conejillos de indias a ver que tal salía ya que yo no lo había probado nunca. Como a mi ese día me tocaba vigilar el patio venían a preguntarme qué tenía y a decirme que estaba bueno.

Y os estaréis preguntando ¿pero se puede saber que llevaba tan raro?! Pues el bizcocho era...




INGREDIENTES:
300gr de calabacín rallado
75gr de cacao en polvo
270gr de harina de repostería 
3 huevos
200gr de azúcar 
1 cucharadita de levadura
1/2 cucharadita de bicarbonato 
130gr de aceite de girasol
1 cucharadita de esencia de vainilla
1 pizca de sal

ELABORACIÓN 
En un bol se mezclan la harina, el cacao, la sal, la levadura y el bicarbonato. En otro bol se mezclan los huevos con el azúcar, el aceite, la vainilla y el calabacín. A continuación se añade el bol de la primera mezcla (el de la harina) a la mezcla del bol de huevos. 
Vérter en un molde y hornear durante unos 45 minutos a 180.